5 Consejos para Fortalecer tus Articulaciones

Desde hace unos años es habitual escuchar que los 50 son los nuevos 40, los 40 los nuevos 30 y así sucesivamente. Y, en buena medida, es cierto. El siglo XXI se está caracterizando por un estilo de vida saludable en todos los aspectos, desde la alimentación hasta el ejercicio físico.


Cuando vemos fotografías de nuestros abuelos, en muchos casos ya casi parecían ancianos antes de llegar a los 60, mientras que hoy en día los cincuentones están en la flor de la vida. Y una de las claves para este cambio radica en el cuidado de nuestras articulaciones. El dolor articular ya no es una consecuencia inevitable del envejecimiento y con unos buenos hábitos de vida se puede lucir como un chaval.

Pero, ¿por qué duelen las articulaciones? Las causas son variadas, desde enfermedades como la artritis o la artrosis hasta ciertas lesiones. Sin embargo, muchas veces es fruto del sedentarismo y la obesidad.

Además de una alimentación sana que nos proporcione todos los nutrientes necesarios para el cuidado de nuestros huesos y músculos, el ejercicio es la mejor apuesta para una buena calidad de nuestras articulaciones. Te contamos como conseguirlo.

Fortalece tus músculos

El sedentarismo es uno de los grandes enemigos de nuestra salud y, en muchas ocasiones, causa directa del dolor articular y muscular. A partir de los 40 o 50 tendemos a tomarnos la vida con más calma, lo que está muy bien, siempre y cuando no descuidemos el cuidado de nuestro cuerpo. Es perfectamente compatible leer un buen libro o disfrutar de una película con la familia desde el sofá con practicar algún tipo de deporte, al menos 3 veces por semana.

músculos fuertes para articulaciones sanas

La pérdida de masa muscular no es inevitable con la edad, incluso se puede ganar musculatura durante el resto de nuestra vida. Unos buenos músculos es la mejor prevención para el dolor articular.

Es importante trabajar los diferentes grupos musculares de nuestro cuerpo (extremidades, espalda, pecho...). Los efectos se notan desde las primeras semanas y no solo mejora nuestro estado físico, sino también el mental.

Protege tus huesos

Ahora bien, no por fortalecer nuestros músculos debemos descuidar nuestros huesos, especialmente si notas algunas molestias en tus articulaciones. Por este motivo es preferible practicar ejercicios de bajo impacto: Pilates, yoga, natación, ciclismo, senderismo... Si te gustan los deportes de invierno, el esquí de fondo es el mejor para tus huesos.

ejercicio para las articulaciones

Los ejercicios de bajo impacto te permiten quemar un buen número de calorías y aumentar tu masa muscular sin el peligro de provocar lesiones.

Recuerda calentar siempre antes de cada sesión de ejercicio, así como estirar tus músculos al finalizarla. Productos como Sin Dolor Sport Forte II y Sin Dolor Forte Tarrina son perfectos, con ingredientes naturales como árnica montana y aloe vera, son ideales para recuperar tus músculos después de cada entrenamiento.

Estos tipos de crema para el dolor articular alivian todo tipo de molestia que pueda surgir después de un entreno de leve a moderado (dolor articular en rodilla, cadera, hombro...)

Come Sano

De podo servirá la actividad física si después nos ponemos como locos a comer pasteles. Una cosa es que, de vez en cuando, nos podamos dar algún caprichito, y otra es llevar a diario una dieta desequilibrada y poco saludable.

dieta para articulaciones sanas

Los mejores alimentos para nuestras articulaciones son los ricos en vitamina C, D y E, y en minerales como el calcio, el magnesio y el fósforo.

Aunque hay que comer de todo de forma equilibrada, hay alimentos que no deben faltar en tu dieta, como las frutas, las verduras, las semillas y los frutos secos.

Controla tu peso

La obesidad es uno de los grandes enemigos de nuestros cartílagos y articulaciones (aumenta notablemente el peligro de sufrir artrosis), y de nuestra salud en general.

controlar peso para dolor articular

Si sigues los consejos que te hemos dado con anterioridad respecto al ejercicio físico y la alimentación, lo lógico es que no tengas ningún problema de sobrepeso. Eso sí, recuerda que no solo hay que huir del sedentarismo y consumir alimentos sanos, también hay que comer con moderación y a sus horas.

Hidrátate

El agua es fundamental para la vida. Necesitamos hidratarnos correctamente para que nuestro organismo funcione y para eliminar las toxinas y desechos que producimos.

hidratación para las articulaciones

Una adecuada hidratación también influye directamente en el bienestar de nuestras articulaciones, ya que el agua sirve de lubricante, reduciendo la fricción entre cartílagos.

Por término medio, se recomienda consumir al menos 2 litros de agua al día.

A pesar de ciertas creencia, el dolor articular y muscular no es inevitable a partir de los 40 o 50. Unos hábitos saludables son la mejor garantía para disfrutar de una eterna juventud. Eso sí, cuanto antes se empiece a vivir de una forma sana, más te lo agradecerá tu organismo

No se encontraron resultados.


Deja un Comentario

Tu email no será publicado